Una máquina que dispensa monodosis de vino D-Vine

Tecnovino-Nespresso-del-vino-monodosis-D-Vine-1
El envejecimiento del vino es un arte. Dependiendo de la combinación particular de vino, el envejecimiento adecuado tiene la capacidad de cambiar drásticamente de una degustación de vino o otra, cambiando la sensación en la boca, y la acidez. Por lo general, esto se realiza durante varios años con algunas mezclas de vino que se benefician de los procesos de envejecimiento tras décadas. En otras palabras, la paciencia es una virtud en la comunidad del vino.

Sin embargo, una pequeña startup francesa situada en el CES 2016  busca cambiar drásticamente esta percepción y dio a conocer oficialmente la D-, un sistema de preparación inteligente que es esencialmente un Keurig para el vino.

Se trata por tanto de un equipo “made in France” y que por tanto los vinos en monodosis que ofrece son de origen francés, en la web hay una carta de más de 20 vinos, donde se incluyen sobre todo tintos y blancos y algunos rosados.

D-Vine presume de ser la primera máquina de degustación de vinos que sirve el vino oxigenado y a latemperatura adecuada. Viene a ser la “Nespresso” del vino, se basa en el formato monodosis y sus creadores son los franceses 10‑Vins.

Al igual que las vainas de Tecnovino-Nespresso-del-vino-monodosis-D-Vine-2una máquina de café automática, el D-Vine requiere que los propietarios utilicen botellas de 10 centilitros especialmente diseñados para ello, que contengan un vino de particular  elección, vinos compatibles para ‘ encontrar la perfecta copa de vino, los propietarios deben comprar las botellas por separado, ya sea por sí mismos o como parte de un paquete.

Se presentó en la feria de tecnología CES en Las Vegas (Estados Unidos) que se ha celebrado en enero. Igualmente el modelo de negocio resulta similar al de Nespresso, con el equipo para servir vino, las monodosis de vino con una carta de los diferentes vinos que disponen y accesorios para completar la experiencia como cofres con vinos distintos y displays o expositores de monodosis para colocar junto a la máquina y facilitar la elección del vino.

D-Vine utiliza tecnología RFID para leer un chip colocado en cada botella de 10 cl de vino. Una vez insertado, el chip indica a la máquina la temperatura ideal y nativa de aireación para cada mezcla de vino. Después de que ver  lo que está insertado, el vino corre a través de la máquina, calentando o enfriando hasta una temperatura precisa antes de decantar el vino en un abrir y cerrar de ojos. En total, el proceso entero tarda menos de un minuto, al parecer la diferencia de calidad es asombrosa. En un Syrah que contaba con un regusto muy ácido,lo hizo sabroso y con cuerpo.  esencia, el contraste de los dos vasos era como comparar una caja de vino Franzia a una plataforma de arriba, $ 60 botella de Syrah.

Disponible a través del sitio web 10-Vins, la máquina D-Vine cuesta $ 599, con las típicas botellas que van desde aproximadamente $ 2 o $ 3 a $ 10, dependiendo de la mezcla.

 

img_1803-640x640

¿Curioso, verdad? ¿Será posible ver algo similar con vinos españoles? Todo lo que facilite el consumo de vino, es bienvenido.

Jose Cuñat

Jose Cuñat SEO.Fotos gastronomía,cocina, recetas, sitiología, restaurantes, chefs. Foodie, gourmetin, mealsurfing, gourman . influencer cunatjose@gmail.com

vlcseo has 1749 posts and counting.See all posts by vlcseo

Deja un comentario

Leer entrada anterior
La plantación de viñas a medias (1867)

Un docuneto de requena.es de 1867 nos muestra la plantación de viñas a medias (1867) Para documento del mes seleccionamos procedente del

Cerrar